Valldemossa, la joya de la Sierra de Tramuntana

0 comentarios
 


Una de las excursiones obligadas para cualquiera que viaje a Mallorca es la del pueblo de Valldemossa, en la Serra de Tramuntana, vigilado por algunas de las cumbres más importantes de la isla y rodeado de un entorno verde y natural de gran belleza.

Cuando ascendemos desde Palma divisamos el perfil de los tejados de Valldemossa con las siluetas inconfundibles de La Cartuja y las principales iglesias que le confieren un aspecto señorial distinto al resto de pueblos de la zona. De hecho, esta hermosa localidad fue honrada con la distinción de "pueblo más bonito de España" hace algunos años y, todavía más atrás en el tiempo, escogida como lugar de residencia por ilustres viajeros como el compositor polaco Frederic Chopin, la escritora francesa Georges Sand o el archiduque austriaco Ludwig Salvator. Todos ellos llegaron a Valldemossa y se enamoraron de sus paisajes y sus gentes, encontrando también inspiración para sus creaciones.

El paseo por las calles empedradas del centro del pueblo nos descubre pequeños comercios y encantadoras cafeterías en las que degustar la famosa coca de patata valldemossina, acompañada de una horchata de almendra en verano y de una taza de chocolate en invierno, cuando la nieve suele cubrir todo el pueblo con un fino manto blanco. A pesar de ser un pueblo pequeño, el peso de Valldemossa en la cultura y el folclore de Mallorca es notable. Aquí han nacido grandes artistas y muchas de sus tradiciones y celebraciones son un referente para los habitantes de la isla.

En Valldemossa y sus alrededores se ubican algunos de los hoteles más bonitos de la isla, desde pequeños establecimientos rurales a conocidos hoteles de lujo. También aquí se encuentra el famoso centro cultural "Costa Nord" promovido por el actor estadounidense Michael Douglas para la conservación del entorno natural y cultural de la Serra de Tramuntana.

Valldemossa se encuentra a 23 km. de distancia de Palma. Para llegar hay que tomar la Ma-1130, una bonita carretera que en su tramo final discurre entre bosques de encinas y hermosas vistas.

Leave a Reply